Quiropráctica para niños

Los padres aprecian la importancia de las revisiones dentales, del oído y de la vista de sus hijos, pero olvidan quizás la más importante de todas: la revisión de la columna vertebral. No hay que esperar a sentir dolor de espalda para visitar a un Doctor en Quiropráctica.

Los niños son los que sufren más subluxaciones debido a las caídas, malas posturas, mochilas pesadas, aprender a caminar o ir en bici. Como una caries silenciosa, la subluxación vertebral afecta a todo el organismo del niño sin que a priori se noten los efectos.

El cuidado quiropráctico aporta bienestar de forma natural y tiene una función preventiva de suma importancia para la calidad de vida de los niños y su rendimiento escolar.